Metro de la 80: más moderno y tecnológico

La firma del Confis entre el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, y el presidente Iván Duque, pone de nuevo a Medellín a la saga del desarrollo de sistemas de transporte modernos y amigables con el medio ambiente. Además de implementar tecnología 4.0, contribuirá con la generación de empleo en el Valle de Aburrá.

Por: Lluvia de Orión

En los últimos veinte años Medellín se ha caracterizado por la continuidad en las políticas de seguridad, educación, cultura, salud, transporte e infraestructura. Tanto así, que cuando la ciudad logra algún nuevo avance o reconocimiento, se entiende que ese reconocimiento no es para el alcalde de turno, sino para la ciudad y su población.

Eso le ha permitido a Medellín consolidar modelos de ejecución que son ejemplares para el resto del país, y materializar importantes obras de infraestructura que han requerido de la voluntad política de varias alcaldías, como los Parques Bibliotecas, el tranvía, los Metro Cables, los tramos del Metroplús, el Túnel de Oriente, las etapas de Parques del Río, el Cable del Picacho y ahora el proyecto del Metro de la 80, que expandirá al Metro de Medellín hacia la zona occidental de la ciudad y estará emplazado sobre una de las vías arterias de la ciudad: la avenida ochenta.

Este nuevo metro sí que es un proyecto ambicioso que un alcalde no podría hacer realidad en un solo periodo. Concebido inicialmente dentro del Plan Maestro del Metro de Medellín, se han requerido al menos cuatro alcaldías (las de Alonso Salazar, Aníbal Gaviria, Federico Gutiérrez y ahora la de Daniel Quintero Calle) para darle curso y al fin lograr la firma del Confis entre el alcalde Quintero y el presidente Iván Duque, en donde el gobierno nacional se comprometió este 28 de septiembre de 2020 a financiar el 70% de la obra, valorada en $3,54 billones, es decir, aportará $2,47 billones entre 2024 y 2029 en cuotas de $414.000 millones.

La Alcaldía de Medellín aportará $1,06 billones.

Vale la pena destacar que el corredor del Metro Ligero de la 80 tendrá una longitud de 13,25 kilómetros y 17 estaciones, tres de ellas integradas con las estaciones Caribe, Floresta y La Aguacatala del Metro de Medellín, y una con la Línea 1 de buses del sistema Metroplús, en la estación La Palma. Contará con 20 trenes eléctricos que beneficiarán a cerca de un millón de habitantes y ayudarán en la reducción de 4,8 millones de toneladas de CO2 al año. También contribuirá con la descongestión vehicular y fortalecerá la movilidad en el Valle de Aburrá.

 

Más tecnológico

Hay un detalle también importante que se ha conocido recientemente, y es que el Metro de la 80 operará con tecnología 4.0 o internet de la cosas. Es decir un tipo de tecnología que no tiene el actual metro de la ciudad, inaugurado en 1995.

«Con el recambio de redes, porque nosotros tenemos que cambiar todas las redes de la avenida 80 a causa de la obra, entraremos con red neutra, que es una innovación en el mundo y que muy pocas ciudades tienen. Eso nos permitirá tener un primer corredor de fibra óptica de altísima calidad para carga y descarga de más de 500 gigas. Estamos buscando estructurar esto con EPM y con Ruta N, para también tener vagones inteligentes, es decir, tecnología de análisis de datos», explica Sergio López, gerente del Metro de la 80.

¿Y en qué beneficiará a los pasajeros del Metro de la 80 que el sistema de transporte opere con tecnología 4.0? Por un lado, el sistema dispondrá de internet gratuito para los usuarios que transporta, y por el otro, cada vagón podrá identificar cuáles y cuántos usuarios lo están ocupando, y saber si alguna de esas personas están en situación de discapacidad, o el origen y destino de cada persona, de modo que se pueda hacer análisis de tráfico y hacer más eficiente el sistema, disponiendo los horarios de los trenes según la demanda de los usuarios. El análisis de datos también contribuirá a la reducción de costos operativos a lo largo del sistema.

«Esperamos que con ese análisis de datos tener cada vez una mejor calidad en el servicio», afirma López.

 

Generación de empleo

La construcción del Metro de la 80 empezará en el segundo semestre de 2021 y contribuirá a la reactivación económica en Medellín, ya que generará por lo menos 2.000 empleos directos y dará un nuevo aspecto a la avenida 80, generando nuevos espacios públicos para el encuentro y el disfrute ciudadano.

 

Datos relevantes

  • El Metro de la 80 transportará a 179 mil pasajeros al día.
  • La obra espera ser ejecutada entre agosto de 2021 y septiembre de 2026.
  • El Metro de la 80 será un metro ligero, es decir, se basa en un sistema de tranvía. El motivo de emplear tranvías en lugar de trenes pesados es ahorrar en costes de explotación.